Ambito Financiero, Noviembre 28 de 2000

Anuncios Que Confunden

PERIODISTA: Cómo está viendo todo esto?

Carlos Rodríguez: Con extrema confusión porque uno ya no sabe cuál es la realidad, cuál es la ficción. No sé qué es lo que tomar en serio o qué es lo que realmente puedo analizar. Todavía está vigente la Ley de Responsabilidad Fiscal, que yo sepa. Todavía están sonando en mi cabeza de que a este gobierno le fue mal ese año por la herencia recibida del déficit del año pasado. Y la herencia recibida del déficit del año pasado fue 7.095 millones, exagerado, porque hubo contabilidad creativa en los últimos 15 días del año, que es lo mismo que están pidiendo ahora para el año que viene. Todo esto me hace recordar terriblemente al fin de 1988, porque es idéntico.

P.: Le hace acordar más al plan primavera que a la convertibilidad...

C.R.: Al colapso del plan primavera... (risas), y la búsqueda de apoyo internacional, me hace acordar una misión que se armó durante una noche en el Fondo Monetario, que llegó el pobre Said Husein a prestarle plata a la Argentina y bueno, todo colapsó de cualquier manera, con la plata internacional inclusive. Y era la misma gente y la misma época, eso es lo insólito. Había un problema de pagos financieros, se pidió la ayuda internacional, y eran los mismos personajes. Tengo una confusión brutal. Este giro de fin de semana a concertar y a mayor déficit no se condice con el discurso del Presidente, de hace una semana, de tres medidas que eran sumamente serias, que no se han implementado.

P.: El argumento del equipo económico es bueno, pedir un ajuste fiscal en medio de 30 meses de recesión, con todos los problemas que tiene la Argentina, con el mercado internacional cerrado, por cuestiones que son ajenas al país es demasiado. Tengamos un poquito más de déficit ahora, pero aseguremos la solvencia fiscal para el futuro, con la reforma previsional, con la ley de solvencia, etcétera Cuál es su respuesta?

C.R.: Están locos. O sea, éste no es el momento... No sé si se dan cuenta de que la economía está paralizada porque la sociedad entera no confía en ellos. Entonces, pretender más políticas activas, del tipo de mayor déficit fiscal, instrumentadas por la misma gente que está siendo repudiada de manera total, abrumadora es una ridiculez que nos va a llevar al colapso total.

P.: Pero tampoco se entiende la posición del Fondo...

C.R.: El Fondo Monetario ahora está haciendo el mismo papel que tuvo el Banco Mundial a principios de 1989. Lo mandaron a dar un préstamo para apoyar la democracia argentina en aquella época y ahora están haciendo exactamente lo mismo. Ahora, los préstamos para apoyar la democracia normalmente no sirven para apoyar la economía. El mercado se da cuenta de eso. Acá el mercado es una persona que cobra el sueldo y se iba a comprar una licuadora y ahora prefiere guardar la platita. Eso es el mercado. Y el mercado no confía en esta gente. Nos tienen locos, dos planes económicos por semana anuncian... Anuncian tantas medidas que uno no las puede procesar. Yo no sé si el Fondo Monetario apoya esto. Para la semana que viene nos enteraremos de algo. No tengo la menor evidencia que el Fondo lo apoya o no lo apoya, esto de un déficit de 7.000 millones que hasta la semana era el crimen más grande de la administración anterior, y ahora resulta que lo planean con un

año de anticipación. O sea, están planeando violar una ley que todavía está vigente, o me equivoco yo y la Ley de Responsabilidad Fiscal no existe más? Creo que existe.